¿TE PODEMOS AYUDAR?

Categoría: Proyectos

Rehabilitación del Templete de la Cruz del Campo de Sevilla

Para la restauración del templete de la Cruz del Campo en Sevilla instalaremos andamios de marcos en sus caras exteriores y andamio multidireccional en el exterior de la cúpula y para trabajar los paramentos interiores. Si bien el trabajo realizado no es de mucha envergadura, sí lo es el monumento en el que se interviene.

La cúpula exterior de planta octogonal se recubre con un andamio multidireccional que parte de la cubierta, un espacio reducido en el que apenas cabe un pie y con distancia entre los puntos de apoyo superior a los 3m.

El interior del templete se resuelve con una torre centrada de andamio multidireccional de base 2.50m x 2.50m y avances de 0.75m en los cuatro laterales y módulos de 0.75m x 0.75m en las esquinas. Esta estructura se cubre de plataformas cada 2.00m de altura librando la columna que soporta la cruz que da nombre al templete.

Utilizar el sistema de andamio ideal para cada trabajo nos permite agilizar los tiempos de montaje, minimizando gastos tanto de material como de personal en la ejecución de estos, permitiéndonos ser más competitivos en el sector del andamio.

Plano del montaje de andamios para la rehabilitación del templete de la Cruz del Campo de Sevilla

Fotos del montaje de andamios para la rehabilitación del templete de la Cruz del Campo de Sevilla

Templete de la Cruz del Campo de Sevilla

¨La Cruz del Campo¨ también llamada ¨Templete de la Cruz del Campo¨ o ¨El Templete¨, es un humilladero que se encuentra a las afueras del casco histórico o antiguo recinto amurallado de la ciudad, situado en la calle Luis Montoto y junto a la antigua fábrica de cervezas a la que le dio su nombre. Su construcción es de fecha incierta pues según unos es del siglo XIV y otros que es de finales del XV.

Es una edificio exento, de estilo gótico mudéjar y de planta cuadrada, sus cuatro caras se orientan a los puntos cardinales presentando cuatro pilastras con contrafuertes en las esquinas y en sus frentes se disponen arcos ojivales acabados en ladrillo visto, apareciendo el resto de la construcción revestida con mortero.

Se ubica sobre una plataforma escalonada de casi dos metros de altura, en su interior y sobre cinco escalones se sitúa una columna de mármol sin basa y con un capitel compuesto sobre la que se dispone una cruz atribuida a Juan Bautista Vázquez el Viejo de 1571 que presenta una imagen de la Virgen en uno de sus lados y un Crucificado en el otro. La cúpula en su interior se apoya en los frentes y cuatro pechinas que le dan la forma octogonal y está decorada con pintura que simulan sillares de piedra y una cenefa con inscripciones que hacen referencia a la intervención llevada a cabo en 1482.

El conjunto se remata con almenas escalonadas y una cubierta sobre la que se dispone una cúpula octogonal que se culmina con una pequeña veleta.

Exteriormente está rodeado de una verja de hierro, añadida posteriormente, de barrotes coronados por puntas de lanza y cilindros en los ángulos rematados por piñas.

Para el inicio de su construcción se barajan varias fechas, 1380 cuando en teoría lo edificaron los hermanos de la cofradía de los negritos o hermandad de Nuestra Señora de los Ángeles y que situarían en su interior una cruz de madera, o la de 1482 cuando sería construida por el corregidor de Sevilla ¨Diego de Merlo¨, si bien es posible que este solo realizara una reforma en la que sustituyera la cruz de madera por una de piedra y cubriera el templete. En 1521 consta que se realiza una reforma definitiva.

En 1536 el Marqués de Tarifa establece un Vía Crucis entre su palacio (Casa de Pilatos) y el humilladero pues la distancia entre ambos coincidía con el recorrido de Jesús durante su pasión y muerte. Acto que se celebra hasta 1873, siendo este hecho considerado como predecesor de lo que posteriormente sería la Semana Santa Sevillana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nombre *

MENÚ